Danilo Astori y José Mujica. Foto: Presidencia

Los caudillos uruguayos siempre se han resistido a aceptar el declive de su poder y salvo excepciones fracasan en la sucesión

8min 2
Nº1943 - al de Noviembre de 2017
escribe Sergio Israel

A los caudillos y dirigentes políticos del Uruguay les cuesta aceptar el declive de su poder, no se jubilan y cuando intentan digitar la descendencia, en general, fracasan.

Así resumió el historiador y politólogo Gerardo Caetano cómo los políticos locales resuelven las advertencias de la biología.

Continúa leyendo, forma parte de nuestra comunidad.