Legítima defensa

3min 2
Nº2019 - al de Mayo de 2019
por Rodolfo M. Fattoruso

El vocablo ley proviene del latín y tiene que ver con ligar, con la tarea de unir, más exactamente con la de producir una aleación de metales. Según Santo Tomás, ese origen sugiere una ordenación a la acción; como lo expresa en la famosa cuestión 90, artículo 1 de la Suma teológica I-II, “la ley es una regla y medida de nuestros actos según la cual uno es inducido a obrar o dejar de obrar.”

Continúa leyendo, forma parte de nuestra comunidad.