¡Hola !

En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
$ Al año*
En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
* Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

¡Hola !

En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
$ por 3 meses*
En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
* A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

Decoración con historia

Sin seguir modas, El Galpón Imports comercializa desde 2007 muebles y artículos de decoración provenientes mayoritariamente de Asia y África

Se promociona como una tienda de decoración, pero El Galpón Imports es como un museo. Cada pieza tiene un origen distinto, un proceso de elaboración artesanal y una historia para contar. Las historias detrás de cada artículo las relata –como si fuera una guía– Mónica Sáenz, que en 2007 fundó la importadora con María Deal. “Vengo de una familia de decoradores y arquitectos. A mi madre los fines de semana le gustaba cambiar los muebles de lugar y siempre estuve acostumbrada a mirar revistas de decoración, y a ver en mi casa artistas visuales, arquitectos y diseñadores”, cuenta.

Tras una serie de hechos fortuitos, Sáenz abrió El Galpón Imports con el objetivo de comercializar productos que le gustaban y que no había en el mercado uruguayo en ese momento. “Empezamos con alfombras de yute, que no existían en Uruguay. También sumamos textiles, para hacer cortinas o tirar arriba de los sillones, y sábanas de muchos hilos, que en ese momento solo se encontraban en el exterior”, recuerda. 

Las primeras importaciones provinieron de India, país que Sáenz visitó en distintas oportunidades con la finalidad de seleccionar a los mejores abastecedores. “La primera vez fuimos a una feria en el sur, donde había millones de proveedores, lo que te permite conocer cómo es todo el proceso y las condiciones en las que se trabaja”.

El showroom, ubicado en Dorado 85, Paso Carrasco, fue sumando con el pasar de los años objetos decorativos de otras partes de Asia, como Vietnam, Timor Oriental (de donde provienen los ikats) y Uzbekistán. Todos son del gusto de Deal y Sáenz, que no se preocupan por seguir tendencias. “Compramos lo que nos gusta y pondríamos en nuestras casas. Tenemos desde muebles de metal supermodernos a artesanías africanas. Todo se puede mezclar y la diversidad enriquece los espacios”, subraya Sáenz. 

Cuando el origen importa. Con entusiasmo contagioso, Sáenz recorre el local mostrando prácticamente todo lo que tiene. Además de muebles, textiles, vajilla y artesanías asiáticas, comercializa productos de distintas regiones africanas. 

El Galpón Imports cuenta con artículos de Costa de Marfil, República Democrática del Congo, Gabón, Malí, Etiopía, Nigeria, Ghana, Burkina Faso y Sudáfrica. 

Se destacan, entre otros productos, coloridos posavasos que artesanos africanos elaboran utilizando cables de teléfono reciclados. “Hacemos mucho énfasis en la sustentabilidad y en el comercio justo”, explica Sáenz. “En India, por ejemplo, existe un certificado que afirma que en todo el proceso de fabricación del producto no hubo trabajo infantil”, agrega Deal. 

Por otra parte, varios de los artículos en la tienda se comercializan para usos distintos a los que se les da en origen. Telas que en Sudamérica tienen un fin decorativo en África se usan como polleras, y escudos de batalla cameruneses por estas latitudes se consideran piezas escultóricas.

Entre los productos estrella de El Galpón Imports hay una mesa ratona hecha a partir del tronco de un árbol. Aunque para los pueblos bamileke, en Camerún, no es una mesa sino una cama. También se venden coloridos sombreros de plumas, que los bamileke usan en danzas y festividades. En el resto del mundo decoran paredes.  

Diseños propios. Muchos de los productos los diseña la propia Sáenz y son elaborados en el exterior. “Tenemos acolchados que nosotras diseñamos. Los proveedores tienen una cantidad de opciones, pero decidimos cambiarles los colores por unos que nos gustan más o que creemos que son más fáciles de vender en un país en el que no se cambia la colcha o el acolchado todos los inviernos”.

La empresa también vende platos vietnamitas, con diseños clásicos y otros que fueron simplificados por Sáenz. “Son fabricados sin plomo y aptos para microondas y lavavajillas”. 

En esta misma línea, aunque en un rubro totalmente diferente, se comercializan camperas de jean provenientes de Estados Unidos, que Sáenz interviene. 

Solidaridad. Además de haber colaborado anteriormente con el Liceo Impulso, la empresa apoya a Arte y Educación, una organización sin fines de lucro cuyo objetivo es transformar la educación a través del arte contemporáneo.

El Galpón Imports abre de lunes a miércoles de 14 a 19.30 h, y los jueves de 9 a 13 h. Se puede establecer contacto llamando al 2600 2837, enviando un WhatsApp al 094 639 532 o ingresando al sitio web, que cuenta con un servicio de e-commerce.