Sobre el Tannat Reserva

Aficionado: sust. Quien tiene gusto por una actividad y la practica por placer sin recibir algo a cambio.

Tannat Reserva. Bodega Garzón. 2021. Alcohol 13,5. 750 pesos.

La cata como debe hacer un catador

Color granate intenso, mínimos tintes de evolución, con agradables reflejos que nos van avisando que no es un tannat de los potentes, más bien con cierta suavidad y mucha amabilidad.

La nariz es dulce con un buen equilibrio de alcohol, dejos de ahumado, membrillos y tabaco. En boca es agradable, fácil con un dejo de amargor, de más pero que no molesta para nada. Taninos suaves, superbebible.

En definitiva, un vino agradable, fácil, rico, que desmitifica que el tannat es un vino duro, pesado y antiguo.

La cata de un cualunque como yo

Un muy buen vino, con buen aroma a fogata de “ocalito”, cuando chamusca el morrón al fuego de las brasas, es ese olor exacto. (Lo que yo siento, vaya a saber uno, si otros sienten lo mismo, es una pregunta que los de a pie nos hacemos.).

Fácil de tomar, ¡y ni le digo si le baja la temperatura! Anímese y póngalo un rato en la heladera, no sabe cuánto se lo agradecería el patrón de la bodega, seguro usted  toma otra y el bodeguero vende más.

Para acompañar lo que guste, pegadito a la parrilla, ni le digo, fresquito.

Cuánto agradecería el tannat en general si lo tomáramos a 16-18 grados.

Mi puntaje: Me tomo otra.