La organización Quebecine trajo a Montevideo una serie de películas canadienses

Tras el éxito que tuvo la muestra que Quebecine organizó en la Cineteca de Ciudad de México ocho años atrás, la organización dedicada a la difusión de cine de autor se embarcó en su primera gira por Latinoamérica con el objetivo de presentar obras canadienses y facilitar el intercambio cultural entre la ciudad de Quebec y distintos países del continente. 

La gira, que pasó por México, Colombia, Argentina y Uruguay, tuvo como objetivo presentar cuatro óperas primas, tres de las cuales son dirigidas por mujeres y están teniendo éxito a escala internacional.   

En Uruguay, la delegación estuvo encabezada por Philippe Grégoire, que dio a conocer su largometraje El ruido de los motores. La película, que combina el humor negro con preguntas existenciales, fue rodada en su pueblo natal y se llevó el gran premio en el Festival de Los Cabos en 2021. 

La película tuvo su estreno en Montevideo en Cinemateca, tras un cóctel del que participó la embajadora de Canadá, Isabelle Valois. Luego de la proyección, el director acudió a una sesión de preguntas y respuestas, donde los invitados pudieron conocerlo y evacuar dudas. 

Además de El ruido de los motores, se presentaron en Cinemateca las películas canadienses Nuevo Quebec, de Sarah Fortin; Esta casa, de Miryam Charles, y Noémie dice que sí, de Geneviève Albert.

Fotos: Sofía Torres