• Cotizaciones
    viernes 12 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Los asalariados aumentaron su tajada en la “torta” productiva

    Aunque el año pasado hubo menos personas trabajando en relación de dependencia que el anterior, el total de remuneraciones pagadas en el conjunto de la economía uruguaya —la masa salarial— aumentó con relación al Producto Bruto Interno (PBI). La explicación posiblemente se encuentre en el hecho de que los asalariados percibieron sueldos más altos.

    La masa salarial en 2016 registró un incremento de 8,5% en términos corrientes, aunque se redujo ligeramente (–0,7%) al descontarse la inflación. Esto obedeció a que el aumento nominal de los sueldos fue inferior a la variación del Índice de Precios al Consumo (IPC) en la mayor parte del 2016; los únicos meses en los que los salarios tuvieron un alza real fueron agosto, setiembre, octubre y diciembre, cuando la inflación se moderó o incluso el IPC registró un descenso.

    La comparación de la masa salarial en relación al PBI da una aproximación de la participación que logran los trabajadores dependientes en la “torta” que significa la producción total generada en el país en un año. En 2016, por tercer año consecutivo, esa porción se incrementó y llegó a 21,8%, el mayor guarismo desde 2009 (22,6%), calculó Búsqueda a partir de datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

    “Ni un milímetro más”.

    El economista Mauricio De Rosa analizó en un artículo publicado en “La Diaria” el martes 14 que la “dramática caída de la desigualdad” verificada en Uruguay entre 2007 y 2012 se debió a múltiples factores, entre ellos el aumento de más de 10 puntos porcentuales en la participación de la masa salarial en el PBI. Ello estuvo asociado al crecimiento de los niveles de empleo, así como de la reimplantación de los Consejos de Salarios y el aumento del salario mínimo nacional que favoreció particularmente a los asalariados que cobraban menos, explicó. A su vez, el crecimiento de los sueldos más elevados se vio limitado por la reforma tributaria que reinstaló el impuesto a la renta personal, añadió. Por otro lado, también incidieron las políticas de transferencias, como la extensión de las Asignaciones Familiares.

    Sin embargo, según De Rosa, la “fuerza igualadora” comenzó a “mostrar señales de agotamiento. De hecho, de 2013 en adelante, la desigualdad dejó de caer. Recorrimos un tercio de la distancia, pero fue el tercio fácil; si no se ponen nuevas fuerzas en juego, nada asegura que avancemos ni un milímetro más”. A su juicio, además de cambios a nivel educativo, se precisa que “de nuevo, pase de todo. Seguir mejorando los salarios, volver más agresivo el sistema de impuestos directos en general y a las rentas del capital en particular, profundizar en alcance y montos del sistema de transferencias, diseñar políticas que ataquen la alarmante concentración de los patrimonios… de todo”.

    De Rosa integra el Instituto de Economía de la estatal Facultad de Ciencias Económicas y de Administración.

    Economía
    2017-02-16T00:00:00