• Cotizaciones
    martes 23 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Sendic tiene razón, nada cambia

    N° 1907 - 23 de Febrero al 01 de Marzo de 2017

    Por primera vez en muchos años el vicepresidente Raúl Sendic no deformó la realidad. Como principal involucrado en la investigación penal sobre eventuales delitos cometidos al frente de Ancap, aseguró que la sustitución de la fiscal del Crimen Organizado en ese expediente “no cambia nada”.

    Y tiene razón. Que María de los Ángeles Camiño haya dejado su cargo y que su lugar lo ocupe ahora Luis Pacheco no impedirá que Sendic u otros ex jerarcas puedan terminar encarcelados o procesados sin prisión. El expediente también puede archivarse si se demostrara que los millones perdidos o dilapidados en Ancap se desvanecieron por la intervención de Harry Potter. Pero el contenido de las denuncias, con sólidos fundamentos legales, indica que un archivo sin consecuencias es altamente improbable.

    La sustitución de fiscal en nada cambiará la situación de Sendic, del resto de los involucrados, el trámite del proceso ni el trabajo de la jueza Helena Mainard quien, por otra parte, es la conductora. Le cambiará a Pacheco que tendrá más trabajo y que en poco tiempo debe ponerse al día  en un asunto que lleva 10 meses de trámite. Tampoco podrá descuidar las otras investigaciones, que son muchas y complejas.

    No importa el cargo que desempeñe Sendic ni los respaldos que ha recibido de su partido, del presidente Tabaré Vázquez y del ex presidente José Mujica. Como siempre la médula son las pruebas y habrá que ver si se configuran. Las éticas y morales desbordan.

    Aunque se lo considere penalmente responsable podrá salvarse de ser procesado si mantiene la inmunidad legal. La tendrá mientras dure este gobierno. Su partido intentará arroparlo en las próximas elecciones nacionales para que la mantenga.

     De cualquier manera nada podrá detener la maquinaria de la Justicia. Más tarde o más temprano ese barco llegará a puerto y ajustará las amarras.

    Lo dijo con énfasis el fiscal de Corte Jorge Díaz tras digerir el golpe de la renuncia de Camiño: “La Fiscalía asume la responsabilidad que tiene que asumir, y queremos ir hasta las últimas consecuencias. Que caiga quien tenga que caer”. Como  debe ser.

    Bajo la lupa de la investigación asoman como probables los delitos de abuso de funciones, fraude y estafa con una proyección que puede alcanzar a varios jerarcas y a empresas contratadas por Ancap.

    Díaz admitió que la renuncia de Camiño le cayó “como un balde de agua fría”. No explicó por qué, pero seguramente fue por la sorpresa y no porque la investigación pierda en calidad, responsabilidad o capacidad jurídica. Pacheco tiene esas virtudes funcionales y jurídicas. Lo destacan varios de sus colegas. Lo ha demostrado desde que ingresó al Ministerio Público en 1993. Tiene 50 años, toda la energía de esa edad, más la experiencia acumulada durante 24 años como fiscal.

    Cuando un asunto penal tiene connotaciones políticas adquiere otra dimensión. La renuncia de Camiño, que argumentó razones de salud, sacudió al sistema político, que de inmediato se llenó de rumores y preocupaciones porque ocurrió una semana antes de los primeros interrogatorios. Inútil y exagerada inquietud política. En estos asuntos las obsesiones absurdas y las sospechas sin fundamento siempre están a la orden del día.

    Cuando los temas políticos se vinculan a los judiciales rara vez se lo considera natural como con otros delitos o personas investigadas. ¿Acaso hay delitos y delincuentes de primera y de segunda? ¿Son más importantes los que tiene componentes o consecuencias políticas? Los fiscales tienen el cometido de defender los intereses de la sociedad en todos los casos y tampoco hay fiscales de primera y de segunda.

    Camiño padece problemas cardiovasculares y le advirtieron que para preservar su salud debe evitar el estrés. Si a este asunto le añadimos que en esa Fiscalía tramita además las investigaciones por el Lava Jato brasileño, la ruta del dinero de los Kirchner, el cartel de “Los Cunis”, el caso de Eugenio Figueredo y la FIFA, varios de narcotráfico y otros menores, el estrés es premium.

    Que jueces o fiscales cambien de sede o materia nunca alteró el curso de una investigación. ¡Bueno sería! Este no es el primer caso y seguramente no será el último.

    Hace dos años, consciente del desgaste que origina el Crimen Organizado, juzgado donde fue juez, Díaz anunció que sustituiría al fiscal Juan Gómez. También surgieron especulaciones. Pero Gómez puso las cosas en su lugar. Al referirse a los expedientes que dejaría pendientes expresó: “Casos siempre va a haber, si fuera por eso, ningún fiscal podría ser trasladado porque en todo momento vamos a tener asuntos de distinta relevancia. Lo importante es que las fiscalías se rigen por la unidad de gestión y quien viene a ocupar mi lugar (Camiño) es altamente experimentada y tiene todo nuestro respaldo y la confianza de que llevará adelante una excelente gestión”. Nada cambia.

    Camiño continuó el trabajo de Gómez y en diciembre del año pasado pidió la condena del ex ministro de Economía Fernando Lorenzo y del ex presidente del Banco de la República (BROU), Fernando Calloia. 

    Habían sido procesados sin prisión en 2014 por abusar de sus funciones al intervenir para que el BROU le otorgara un aval a la empresa española Cosmos y quedara habilitada a participar en el remate de aviones de Pluna.

    La fiscal solicitó 20 meses de prisión (que no se cumplirán), una multa de 1.000 Unidades Reajustables y la inhabilitación de ambos para ejercer cargos públicos durante dos años.

    En temas vinculados a la Justicia, la paranoia es la peor consejera: induce en error al ciudadano y genera dudas sobre los magistrados y el sistema.