Lecturas para los más pequeños: emociones, gatos y fútbol

Tengo un volcán y no quiero respirar, de Miriam Tirado y Joan Turu

Después de la exitosa primera entrega, Tengo un volcán, el hada de los volcanes vuelve a visitar a Sam, el protagonista de esta historia, para ayudarlo. El problema es que Sam siente una emoción frecuente pero complicada: rabia. Enfrentar esta emoción le resulta mucho más difícil a Sam que a su hermana, Alba. Tan difícil le resulta, que no consigue respirar para apagar su volcán. Pero el hada está dispuesta a aceptar el reto, y en el pasar de las páginas los pequeños (y grandes) lectores irán haciéndose de herramientas para gestionar esta emoción que, cuando se enciende, se parece mucho a un volcán. Recomendado a partir de dos años.

Carambuco ediciones, 26 páginas, 890 pesos. 

Tragapalabras, de Cristina Oleby y Sonja Wimmer

A Juliana le encantaba comer. Comía de todo, y hasta jugaba a clasificar los alimentos por sus nombres, colores o sabores. Sin embargo, lo que más comía a lo largo del día eran palabras. Y Juliana no lo hacía porque le gustaran las palabras, sino porque cuando pensaba que algo que pudiera decir podía llegar a causar un problema, en lugar de decirlo, se lo tragaba. Pero un día en el parque, justo cuando está a punto de tragarse una frase, sucede lo inesperado. Un cuento para ayudar a los niños a expresar lo que sienten y necesitan. Recomendado a partir de cinco años.

Emonautas, 44 páginas, 790 pesos. 

Gato Renato. El misterio de las medias, de Martín Duarte y Mauro Muyano

El gato Renato se propone en estas páginas resolver uno de los enigmas más comunes e indescifrables de la humanidad: qué pasa con las medias que se pierden en el lavarropas. Determinado a encontrar la respuesta (y con ella, su media favorita), Renato empieza a investigar y seguir pistas hasta descubrir el origen de esas misteriosas desapariciones. El Gato Renato surgió a partir de un proyecto musical —cuyas canciones pueden escucharse en Spotify— y llegó al teatro en 2022 con un show infantil que resultó nominado a los Premios Florencio.w El libro está recomendado a partir de cuatro años.

Alfaguara, 32 páginas, 480 pesos. 

Campeones, de Fermín Solana y Óscar Scotellaro

Cuando el Mundial de fútbol sub-20 cambia de locación, de Indonesia a Argentina, la familia González no puede más de alegría. Son uruguayos, pero hace un tiempo que viven en Buenos Aires, por lo que la noticia es para ellos una oportunidad de seguir el Mundial de cerca y estar más en contacto con su país. El objetivo que se trazan es seguir a la selección a todos los partidos, siempre con el optimismo y la convicción de que el encuentro terminará en triunfo. Un relato sobre lo que mueve y genera el fútbol en los uruguayos, donde sea que estén. Recomendado a partir de ocho años.

Montena, 107 páginas, 480 pesos.