• Cotizaciones
    miércoles 12 de junio de 2024

    Desde Detroit

    Últimos días de la muestra Techno Worlds en el Subte

    En estos días el Centro de Exposiciones Subte alberga algo imperdible: Techno Worlds, una exposición itinerante producida por el Instituto Goethe que se viene exhibiendo en varios países del mundo y que llegó a Montevideo —primera ciudad sudamericana en recibirla— en el marco de los 60 años de la principal institución cultural alemana en Uruguay. La muestra ocupa todo el espacio de la sala de arte contemporáneo, despojada de paneles separadores, bajo la plaza Fabini.

    Abarca más de 45 años de evolución de una manifestación cultural que trasciende ampliamente la música: describe su surgimiento en ámbitos marginales de la ciudad estadounidense de Detroit, tras el cierre de las grandes fábricas automotrices, su expansión por Europa y desde allí a todo el mundo. Está dedicada —vale aclararlo— específicamente al tecno y no a la llamada “música electrónica”, que abreva de vertientes académicas y experimentales. De todos modos, refleja los vasos comunicantes entre ambos lenguajes musicales.

    A través de instalaciones interactivas que ofrecen abundante contenido audiovisual (fotos, música y videos), la muestra exhibe el tecno como un fenómeno global que ha atravesado la historia de la música contemporánea. También informa sobre su influencia superlativa en otros ámbitos como la cultura pop (música, artes visuales, moda), los medios masivos y las tecnologías de la información. “El tecno es música, pero también es mucho más: repercute en el diseño y en la moda, en la filosofía, en la subcultura, en la relación de las personas con las máquinas y con lo virtual, en los proyectos político-emancipatorios y en las ruinas y fisuras de las normas hegemónicas. (…) Refleja estructuras sociales, económicas y espacios vitales y puede ser también una herramienta política”, sostiene el texto que acompaña la muestra.

    Una gran línea de tiempo compuesta de cientos de fotos pegadas en la pared explica la expansión del género por las principales ciudades de Estados Unidos y Europa y luego a otras grandes urbes como las latinoamericanas. En ese sentido, varias instalaciones hacen foco en Alemania, donde los intensos procesos sociopolíticos surgidos tras la caída del Muro de Berlín produjeron que el tecno fuera percibido como un factor unificador entre las culturas del Este y el Oeste.

    Uno de los fenómenos más demostrativos de la globalización del tecno ya no solo como música sino como cultura es el Love Parade, desfile masivo surgido en Berlín a comienzos de los años 90 que unió la estética bolichera y sus variantes como el dance, la electrónica y el propio tecno a la reivindicación de derechos de múltiples minorías sexuales. Así, esta estética se fue transformando en plataforma para múltiples consignas políticas. Las obras presentes en Techno Worlds “exploran las temáticas del tecno, desde lo local y lo global, el underground y el mainstream, lo político y lo comercial”.

    Asimismo, según explicó a Búsqueda el curador estable del Subte, Martín Craciun, la muestra también se adentra en la problemática de género, pues describe cómo en el pasado “ciertas barreras de acceso y estructuras discriminatorias hicieron a la escena tecno exclusiva, manteniéndola, en gran medida, abierta para ciertos grupos y dejando de lado especialmente a las mujeres. Por ello, la muestra también reflexiona sobre las relaciones de género imperantes que aún hoy en día distan de ser equitativas en lo que refiere al campo de la música electrónica”.

    En el local superior, al que se accede a través de la plaza, se instaló una muy interesante exposición de ediciones en vinilo de músicos uruguayos especializadas en tecno y electrónica —más de 80 títulos— que exhibe la disquería alternativa Atemporal. Techno Worlds es una gran demostración de arte de divulgación. Está abierta con entrada libre hasta el sábado 27 de 12 a 20.

    Vida Cultural
    2023-05-24T22:59:00