Lula da Silva en el sindicato metalúrgico de San Pablo antes de ser arrestado. Foto: AFP

Con altibajos, dirigentes del Frente Amplio, incluso Astori, vieron en Lula un modelo seguir y en Brasil un aliado estratégico

7min 2
Nº1964 - al de Abril de 2018
escribe Sergio Israel

“Menos de Obdulio Varela hablamos de todo”, bromeó el canciller de Brasil, Celso Amorim, antes de regresar a su país luego de una visita relámpago realizada en un contexto de crisis. El presidente Luiz Inácio Lula da Silva había sido reelecto. Luego, con la excusa de que su médico le  recomendó descansar de la intensa campaña, había faltado a la deslucida cumbre iberoamericana en Montevideo. Mientras el brasileño se distendía apenas vestido con una sunga roja en una playa de Bahía, el presidente uruguayo Tabaré Vázquez mascaba bronca por el desaire.

Continúa leyendo, forma parte de nuestra comunidad.