Asesor ministerial dijo que habrá “incomodidad” en la capital con el Ferrocarril Central y advirtió por la falta de técnicos

REDACCIÓN  

Desfasados de los plazos iniciales previstos, en los 273 kilómetros que separan a Montevideo de Paso de los Toros hay obreros que continúan colocando balasto, durmientes, rieles y siguen trabajando en los cruces de la vía con las zonas urbanas. El panorama será similar hasta fines de mayo del 2023, cuando el Ferrocarril Central, que unirá el Puerto de Montevideo con la planta de UPM 2, esté en marcha. Mientras tanto, al Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) le restan tomar algunas “definiciones pesadas” desde lo técnico.

Esta nota es exclusiva para suscriptores de BÚSQUEDA
Elegí tu plan y suscribite

Suscribite

¿Ya sos suscriptor? Iniciá sesión

Probá nuestro servicio, registrate y accedé a una nota gratuita.