• Cotizaciones
    viernes 12 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Cautela ante la flexibilización de las emisiones simplificadas

    Las empresas que recurren al mercado de valores uruguayo para financiarse forman parte de un “club muy chiquito”. Para la mayoría “es más fácil” solicitar un crédito bancario que cumplir con los requisitos exigidos por el Banco Central (BCU) para poder emitir en la bolsa, explicó tiempo atrás el gerente financiero de Conaprole, José Luis Rial (Búsqueda Nº 2.155). Esa agroindustria es, desde hace años, un emisor frecuente, pero se trata de un caso atípico explicado, quizás, por su tamaño: es una empresa grande. Para las medianas y mucho más para las chicas, hacerlo es complicado.

    En ese diagnóstico coincidían varios actores del mercado local, que veían con esperanza la reinstalación de la comisión de promoción, inactiva desde 2017. La idea de este grupo, liderada por un representante del Ministerio de Economía, era impulsar la plaza bursátil uruguaya. De su trabajo emergieron, hasta ahora, dos cambios regulatorios notorios. El primero se plasmó en una circular del Banco Central (BCU), aprobada a principios de año, referida a la terciarización en la gestión de los fondos de inversión, que reglamenta el mecanismo para que las administradoras puedan contratar a otros para que presten a su favor ciertos servicios.

    La segunda medida se concretó hace unos días. El BCU flexibilizó la normativa de las emisiones de valores de oferta pública en régimen simplificado, una resolución que estaba en consulta pública desde febrero. En concreto, hace más laxos los requisitos y baja los costos de contabilidad, relativos a las exigencias en materia de gobierno corporativo, auditoría e información periódica, y elimina, para las pequeñas y medianas empresas, la obligación de que el papel a emitir cuente con calificación de riesgo y auditoría externa. Estos cambios son un “incentivo” para que las empresas recurran a las emisiones, aunque no es el “único factor”, ya que también deben considerar costos y otros asuntos regulatorios, dijo a Búsqueda una fuente del mercado. Sin la modificación, agregó, “habría menos gente” pensando en emitir, cauta sobre los efectos concretos que tendría.

    Las flexibilizaciones son “accesibles” para las empresas medianas, pero se mantienen “lejos de las chicas”. Aunque estas últimas probablemente “nunca” salgan a la bolsa, “falta algún mecanismo” para que “puedan acceder a los beneficios del mercado de capitales”, reclamó ese agente. En su opinión, esto se podría solucionar, por ejemplo, por vía indirecta: que fondos de inversión emitan en el mercado de capitales “a plazos y en buenas condiciones” que se “pasen a las empresas chicas”. Un experto de CAF-Banco de Desarrollo de América Latina propuso alguna ingeniería de ese estilo en una consultoría hecha para la Agencia Nacional de Desarrollo (Búsqueda Nº 2.169).

    Oportunidad

    El escritorio bursátil Nobilis opina que la nueva circular es “beneficiosa” para el desarrollo del mercado. Con este cambio, ejemplificaron, “cualquier empresa”, sin importar su tamaño, “puede financiar un proyecto, refinanciar parte de su deuda o capital de trabajo mediante una nueva fuente de financiamiento, que debería ser muy ágil”.

    El límite para emitir bajo este régimen de 100 millones de unidades indexadas a la inflación, lo que son hoy unos US$ 13 millones.

    “Ahora le damos oportunidad a más emisores y con esto aumentamos la oferta de títulos valores disponible”, señaló Nobilis en un comentario público, y agregó que en los últimos años hubo “mucha demanda” por títulos locales, como la de los parques eólicos y el Ferrocarril Central.

    Economía
    2022-07-27T21:39:00