El oficialismo define si avanza con una reforma jubilatoria, considerando varias alternativas

3 minutos Comentar

Nº 2173 - 12 al 18 de Mayo de 2022

Bajo un clima de confrontación con el Frente Amplio y divergencias entre los socios de la coalición multicolor por varios temas, el gobierno de Luis Lacalle Pou encara por estos días dos asuntos de alta sensibilidad política: el futuro de una eventual reforma de la seguridad social y el proyecto de Rendición de Cuentas.

Esa agenda se suma a otra, también conflictiva, que no termina de despejarse, en torno a la inflación y su impacto en el poder adquisitivo de la población.

En la preparación de la reforma previsional trabajó una comisión de especialistas del oficialismo y del Frente Amplio, además de organizaciones sociales, que aprobó, sin consenso, un diagnóstico y líneas de posibles acciones. Este año, el Poder Ejecutivo empezó a redactar un proyecto de ley. Pero en las últimas semanas algunos legisladores del oficialismo adelantaron su negativa a votarlo si la oposición no lo acompaña, compartiendo el costo político de elevar la edad mínima de jubilación, entre otras medidas.

El jueves 12, Lacalle Pou recibirá en la residencia de Suárez y Reyes a todos los legisladores de la coalición gobernante para que, junto con Rodolfo Saldain y los otros integrantes por el oficialismo de la comisión de expertos, les expliquen el resultado de su trabajo para esa eventual reforma.

Antes de ese cónclave, algunos integrantes del gobierno creen que no debe descartarse la posibilidad de dejar en suspenso la reforma. Entienden que, a la salida de una pandemia que quitó tiempo a los planes y con la perspectiva de las elecciones del 2024, el oficialismo no puede desgastarse con un proyecto de ese tipo, dijeron a Búsqueda fuentes políticas. Además, agregaron, una reforma debería abarcar a toda la seguridad social, pero hay socios, como Cabildo Abierto, que se resisten a tocar aspectos de la “caja militar”.

Por su parte, fuentes de la Presidencia de la República señalaron a Búsqueda que el propósito del encuentro de hoy con los legisladores es “evaluar la reforma y los contenidos”, dando información “acabada” sobre lo actuado por la comisión asesora. Ante la pregunta de si hay ambiente para presentar un proyecto concreto que se pueda aprobar en este período, el informante contestó: “Paso a paso, por eso es importante la reunión”.

Las calificadoras de riesgo miran con atención las señales políticas en torno a este asunto. Sus analistas consideran clave, para la sustentabilidad fiscal del país, que se implemente una reforma jubilatoria.

Gasto

La Rendición de Cuentas, que abre espacio a modificaciones presupuestales para el año siguiente, es otro frente de conflicto que ya quedó expuesto.La iniciativa debe ser enviada al Parlamento antes de julio, pero desde el Ministerio de Economía ya adelantaron que no hay espacio para ampliar el gasto. A la pregunta de si podría proponerse un aumento presupuestal en ese proyecto, su directora de Política Económica, Marcela Bensión, contestó en El País del domingo 8: “No (…). Tenemos cifras fiscales programadas hacia adelante que son consistentes con el escenario de mejora fiscal y de estabilización de la deuda pública, tenemos una regla fiscal que cumplir y no por cumplirla en sí, no por enamorarnos de un número, es para eventualmente evitar tener que subir impuestos si se incumplen los números fiscales”. Y agregó que “sin duda” no hay espacio para gasto adicional.

Algunos dirigentes cabildantes y colorados reaccionaron con disgusto frente a ese mensaje porque entienden que, después de los primeros años del período con ajuste, podría habilitarse más presupuesto.

Información Nacional
2022-05-12T01:08:00