• Cotizaciones
    miércoles 05 de junio de 2024

    El gabinete lo define “la presidenta” y no el Frente Amplio, anticipa Cosse sobre los equilibrios en un eventual futuro gobierno

    Entrevistada en el ciclo Desayunos Candidatos Búsqueda, la precandidata del Frente Amplio dijo que “duele” ver cómo los casos de “corrupción” ocurridos en este período afectan la “imagen” del país, al punto que en algunos organismos internacionales recibió una “mirada socarrona” por “lo que está pasando en Uruguay”

    En los últimos días Carolina Cosse empezó a mostrar un lado más personal. Detrás de una política que suele pararse firme y seria ante los medios de comunicación, empezó a asomar una faceta más sensible. En una entrevista con la revista Galería con motivo del Día de la Madre, habló de sus hijos y de lo que significó ser madre a los 19 años, mientras estudiaba la carrera de Ingeniería. Pocos días después difundió un video donde se la veía emocionada, también hablando de su experiencia con la maternidad. Ayer miércoles, entrevistada en el ciclo Desayunos Candidatos de Búsqueda, la precandidata a la presidencia por el Frente Amplio habló con nostalgia de la zona donde se crio, entre Villa Española y la Curva de Maroñas, y de la “familia extendida” del barrio que le permitió, de algún modo, poder estudiar y criar a sus hijos. Recordó lo bien que se sintió cuando votó por primera vez para decirle “no” al plebiscito sobre la reforma constitucional que impulsó el gobierno de facto en 1980. Y cómo a los pocos años comenzó a participar en actividades del gremio estudiantil y de ahí a militar junto a la Unión de Jóvenes Comunistas. “Fue un momento de unidad brutal”, evocó.

    Pero, más allá de estas pinceladas emotivas, su estilo firme no desaparece. Sigue ahí cuando se le pregunta por el plebiscito sobre la ley que reformó la seguridad social. O cuando se le pregunta si, de ser electa presidenta, subiría los impuestos. O cuando se le pide una explicación sobre por qué pidió licencia y no renunció a la Intendencia de Montevideo. Hay respuestas de las que no se mueve, temas en los que no ingresa. Y se pone todavía más seria cuando habla del asunto que para ella tiene hoy “prioridad absoluta”, la seguridad. En ese terreno sí se extiende: enumera sus planes y habla con preocupación de las balas, de los homicidios, de los descuartizamientos de cuerpos.

    La precandidata también se mantiene firme al defender la unidad del Frente Amplio y evita responder a los cuestionamientos que le llegan desde fuego amigo: “Lo fundamental es que el Frente Amplio gane las elecciones”. Tampoco titubea cuando habla sobre la formación de su futuro gabinete, si llega a conducir el gobierno nacional: dice que no será el Frente Amplio sino ella la que defina a “todos” los integrantes y anunció su “compromiso” de que sea “paritario”.

    La fórmula y las encuestas

    Aunque según las encuestas Yamandú Orsi sigue liderando la intención de voto de los frenteamplistas, el apoyo a Cosse muestra una tendencia creciente y algunos estudios la ubican casi a la par de su rival. En la entrevista en el ciclo Desayunos Búsqueda, la precandidata aseguró que estas mediciones no son “nunca el centro” de su estrategia política y que trata de darles poca “bolilla”: “Yo estoy compitiendo para ganar”.

    No quiere nombrar qué cosas la diferencian de Orsi o decir por qué los frenteamplistas deberían elegirla a ella el 30 de junio. Vuelve al discurso de la unidad: “Nunca lo diría, porque también estoy compitiendo para hacer ganar al Frente Amplio. Y para mí la unidad es el capital fundamental del Frente Amplio”. Se mostró de acuerdo con que la fórmula se anuncie la misma noche de las internas y desestimó las especulaciones sobre que no renunció a la intendencia para eventualmente volver a su cargo si pierde la competencia interna: estará en el lugar que le toque estar, aseguró. Sobre la licencia, no dijo más: fue “lo que me nació”. Sostuvo, además, que si la que gana es ella, estaría “encantada” de que Orsi sea su vicepresidente.

    También en el escenario de un triunfo —en las internas y luego en las nacionales— dijo que armaría su gabinete con criterios similares a los que aplicó para formar el equipo en la Intendencia de Montevideo, que a su juicio demostró dar buenos resultados: “Es superestable, nosotros no cambiamos un ministro por mes”, dijo. Y aunque será ella la que elija al equipo de gobierno, concede que buscará “equilibrios” entre los sectores que integran el Frente Amplio. No obstante, dijo que tendrán que respetar el criterio de la paridad.

    Planes

    La semana pasada Cosse anunció a toda pompa en el teatro El Galpón un “Plan PAIS” con 50 medidas sobre seguridad, pobreza, vivienda, salud mental y convivencia, entre otras áreas. Mientras tanto, su contrincante en la interna dijo que no anunciaría planes concretos en esta etapa. Que después de junio los frenteamplistas se sentarían juntos a debatirlos, y que por ahora lo que correspondía era apegarse al programa del Frente Amplio.

    Cosse argumenta que “no hay tiempo que perder”. “Justamente gracias al programa del Frente Amplio podemos presentar estas medidas”, dijo a Búsqueda. “Estamos recorriendo el territorio, haciendo campaña, recogiendo la realidad de primera mano. Y lo que hicimos fue cruzar esa realidad con el programa”, contó.

    Aunque el tema de la seguridad predomina en su discurso, no nombra a sus referentes en el área: “Lo primero es la estrategia”, afirmó. Y habló de la necesidad de construir una “política criminal” que revise las penas, que prevenga la violencia y que trabaje para reducir la reincidencia. “No se trata de abrir la puerta de la cárcel y decir: ‘Salgan’. Se trata de tener un paquete de medidas convergentes que tengan que ver con disminuir la violencia, la desigualdad y mejorar la convivencia”.

    Impuestos y plebiscito

    La precandidata frenteamplista evitó pronunciarse sobre temas que pueden encender polémica en medio de la campaña, como los impuestos o el plebiscito por la reforma de la seguridad social. Consultada sobre si en un eventual gobierno del Frente Amplio debería discutirse un aumento de impuestos, dijo que “la política económica no se puede reducir a los impuestos”. Además, afirmó que es un tema que quería “implantar la derecha”. Sin embargo, deslizó algunas ideas. Dijo que la carga impositiva de Uruguay es un poco más alta que el promedio de América Latina y más baja que el promedio de los países de la OCDE. “Va a estar ahí, no va a estar ni cinco puntos más abajo, ni cinco puntos más arriba, porque no es factible hacer otra cosa con Uruguay”. Para Cosse, “el foco tiene que estar en los problemas, porque son de toda la sociedad”, independientemente de los recursos. “¿A alguien que le va superbién, quiere criar a sus hijos en un país donde es natural ver gente viviendo en la calle? Creo que no. ¿Alguien que le va muy bien quiere un país donde el 44 % de los niños de cero a seis años nacen y viven en el 20% de los hogares más pobres?”.

    Cosse se mantuvo en su postura de no decir si votará a favor o no de la reforma de la seguridad social que impulsan varios sectores de izquierda (entre ellos, el Partido Comunista y el Partido Socialista, que respaldan su candidatura). Sostuvo que es un asunto que debe discutir y resolver el Frente Amplio. “Vamos a razonar por el absurdo. ¿El Frente Amplio va a discutir este tema, verdad? Supongamos que cuando lo discute define que va a apoyar el plebiscito y yo me expreso antes en que no lo voy a apoyar”, planteó. “¿Cómo voy a ser la candidata del Frente Amplio con una posición en contra de lo que definió mi partido?”. Así, se distanció de la postura de Orsi, que ya anunció que no respalda el plebiscito, y volvió a subrayar la importancia de la unidad. “Como frenteamplista lo voy a discutir en los ámbitos que correspondan, porque antepongo la unidad a cualquier opinión que yo pueda tener ahora”.

    “Mirada socarrona”

    La precandidata se refirió de forma crítica al desempeño del actual gobierno. Dijo que el presidente Luis Lacalle Pou está haciendo campaña, que es “inconstitucional”. También enumeró los casos de “corrupción” en el gobierno: “Una asociación para delinquir en el cuarto piso de la Torre Ejecutiva, una confabulación entre ministros, subsecretarios y el asesor de comunicaciones del presidente para mentirle al Parlamento (ese asesor ahora forma parte de la campaña de Álvaro Delgado), sacaron al ministro de Turismo por un caso de corrupción, una ministra entregó viviendas a los amigos. No es lo que creo, es la realidad. Y es una mala noticia para el Uruguay. No me alegra para nada”.

    Cosse planteó que estos episodios arrojan sombras sobre la “honestidad” de los jerarcas y afectan a la política en general y al prestigio del país. La precandidata dijo que le “preocupa” el deterioro de la “imagen internacional” de Uruguay. Incluso, aseguró que en sus viajes al exterior por trabajo se encontró “en determinados organismos con la mirada socarrona con respecto a lo que está pasando en Uruguay”. Y eso, agregó, “duele”.

    Contratapa
    2024-05-16T00:46:00