Por dólar bajo, algunos proyectos inmobiliarios quedan en stand by, ajustan sus precios o se venden con un “esquema bimonetario”

escribe Ana Morales 

“¡No se resiste más un dólar a $ 39!”. Con esa queja a flor de piel, algunos desarrolladores inmobiliarios decidieron no lanzar nuevos proyectos y esperar a que aclare el panorama de cómo evolucionarán sus costos medidos en esa moneda, que hoy están “apretando” los márgenes del negocio.

Esta nota es exclusiva para suscriptores de BÚSQUEDA
Elegí tu plan y suscribite

Suscribite

¿Ya sos suscriptor? Iniciá sesión

Probá nuestro servicio, registrate y accedé a una nota gratuita.