• Cotizaciones
    jueves 11 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Aumentaron 28% los concursos de acreedores en el primer semestre

    Hubo 59 presentaciones entre enero y junio, de las que tres cuartas partes fueron promovidas por acreedores

    En la primera mitad del año la cantidad de empresas con dificultades para hacer frente a sus obligaciones financieras se incrementó: fueron 13 más que en el mismo lapso del 2023 y totalizaron 59, según los datos recabados por la Liga de Defensa Comercial (Lideco) a los que accedió Búsqueda. El aumento porcentual fue de 28%.

    En todo el año pasado se había dado una disminución de las solicitudes. En 2024, de mantenerse el ritmo de los trámites concursales en el segundo semestre, la cantidad se acercaría a los 120, un nivel superior al que se viene registrando, al menos en los últimos seis años.

    El aumento se explica, en parte, porque este año hubo dos grupos económicos (uno vinculado al transporte de carga por carretera y otro del sector construcción) entre las solicitudes que involucraron a una decena de firmas o personas con actividad empresarial en cada caso. El año pasado también se dieron presentaciones relacionadas a grupos económicos, pero de menor dimensión.

    En enero-junio de 2024 los pedidos de concursos judiciales fueron de firmas del sector agropecuario, financiero, frigoríficos, autoservicio, panadería, call center, laboratorio químico, bares, restaurantes, servicio de ambulancia, entre otros.

    El concurso de Balsa y Asociados fue de los que involucraron mayor pasivo; se presentó por su propia iniciativa y a pocos días de que la constructora comunicara el despido de unos 400 trabajadores de las obras de barrios privados que tenía en ejecución. La presentación incluyó el concurso de la persona física, el desarrollador inmobiliario Juan Martín Balsa Cadenas, y de cuatro sociedades vinculadas que en total sumaron un pasivo superior a los US$ 65 millones. En ese caso, los acreedores podrán presentarse a verificar sus créditos hasta el lunes 22, y se prevé que analicen en una junta a realizarse a principios de noviembre el plan de pago que ofrezca Balsa.

    Algo que en el primer semestre de 2024 siguió caracterizando las solicitudes judiciales de concurso fue la mayor proporción de presentaciones gestionadas por los acreedores (fueron 44 de las 59), que incluso se incrementaron con relación a las registradas en el período enero-junio de 2023 (habían sido 26). En contrapartida, disminuyeron las promovidas voluntariamente por las empresas con problemas (pasaron de 20 a 15).

    Cuentas suspendidas

    Otro indicador de los problemas económicos que atraviesan algunas empresas es el vinculado a la cantidad de cuentas corrientes bancarias sancionadas por infracciones a la ley de cheques. Con datos proporcionados por el Banco Central, la Lideco calculó que en los 12 meses cerrados a mayo aumentó tanto el número de cuentas clausuradas como las suspendidas (13,5% en promedio), en comparación a un año atrás. Hubo 1.155 (858 suspendidas y 297 clausuradas) contra 1.018 del año móvil cerrado a mayo de 2023. Igualmente, si se observa la evolución en los últimos años, se aprecia que están en un nivel bajo en comparación con el inicio de esta década, cuando se acercaban a las 1.800. Eso, posiblemente se pueda explicar por la menor utilización de los cheques como medio de pago, que en parte fue desplazada por otras modalidades, como las transferencias bancarias.