• Cotizaciones
    domingo 14 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Caso Astesiano: blancos ven una "operación política", mientras la oposición advierte deterioro institucional

    Lacalle Pou dijo que recibió información sobre investigación a Abdala y que está dispuesto a ir a la Justicia

    Mientras en el Partido Nacional califican el episodio como un “ataque” de “operadores políticos” y evitan referirse al tema de fondo, desde el Frente Amplio muestran preocupación por la “gravedad” de la situación y advierten por un deterioro de la institucionalidad del país.

    El jueves 6, Búsqueda y la diaria publicaron un adelanto del libro El caso Astesiano. Una trama de espionaje y corrupción en la Torre Ejecutiva, del periodista Lucas Silva, en el que se revela que el presidente Luis Lacalle Pou estaba al tanto de una investigación de la Brigada Antidrogas para averiguar si el presidente del PIT-CNT, Marcelo Abdala, había concurrido a una boca de drogas poco antes de sufrir un accidente automovilístico en febrero de 2022. La Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas (DGRTID) realizó la investigación a pedido del exjefe de Seguridad de Presidencia, Alejandro Astesiano, quien mantenía al tanto al presidente, según demuestran los chats a los que accedió el periodista. La fiscal de Flagrancia de 12o turno, Sabrina Flores, se encuentra investigando el uso del aparato policial para indagar a Abdala.

    Una “operación”, “una filtración más”, una información que sale “justo en este momento” a la luz, a tres semanas de las elecciones internas, con “obvios intereses políticos”. Esas son algunas de las expresiones que más se escucharon en los corrillos del Partido Nacional tras la nueva revelación periodística sobre el caso Astesiano. Entre la mayoría de los blancos permea la idea de que están recibiendo un “nuevo ataque” con fines políticos que tiene como cómplices al periodismo y a la Fiscalía, los dos principales focos de la furia nacionalista tras la divulgación de los mensajes que involucra a Lacalle Pou.

    Ayer jueves 6 el mandatario se refirió al tema y admitió que recibió información. “Siempre recibí información de Astesiano, de Inteligencia, del Ministerio del Interior y de otros organismos del Estado”, dijo el presidente en rueda de prensa. Y luego se quejó: “Bailar todo el tiempo con la música de quienes están filtrando información, información parcializada que debería estar reservada, nos tiene acalambradas las piernas”.

    Lacalle Pou enfatizó que no tiene problema en ir a la Justicia para profundizar en este asunto. “Estoy dispuesto a ir mañana, si es que estas acusaciones alguien tiene ganas de sustanciarlas, a la Justicia, porque tengo la conciencia tranquila”.

    Por su parte, el precandidato blanco Álvaro Delgado, delfín de la Torre Ejecutiva en estas elecciones, dijo que el presidente había sido “muy contundente” y “muy claro”, y que no opinaría más sobre el tema. “No quiero seguir hablando de algo de lo que impuse no hablar”, dijo hoy viernes en rueda de prensa. “No es la campaña que quiero, no vamos a hacer una campaña de chats, ni de rumores ni de comentarios. Es la campaña de otros países, de la peor política de otros países. Lamentablemente Uruguay entró en esto”. Sobre los chats divulgados, dijo que no sabe “si son ciertos”: “Lo importante es que la Justicia lo determine, con garantías. Tratemos de hacer una campaña de nivel. Me genera suspicacias la filtración, y el momento en que ocurre”, insistió.

    Frente Amplio: revelaciones son graves y explicaciones del presidente no bastan

    En la oposición calibran el asunto de una manera muy diferente. El Frente Amplio se apresta hoy a tomar una postura formal sobre el episodio, que será tratado en su Secretariado Ejecutivo. Tras el encuentro, citado para las 17.30, es probable que la fuerza política realice una declaración o una conferencia de prensa en la que se transmita la “gravedad” del asunto y se le pidan explicaciones a Lacalle Pou. El presidente del Frente Amplio, Fernando Pereira, dijo ayer jueves que el mandatario “evidentemente sabía más de lo que dijo” y le reclamó que revele todo lo que sabe.

    Los precandidatos frenteamplistas se expresaron en términos similares. Yamandú Orsi sostuvo a través de la red social X que “le quisieron inventar un caso al presidente del PIT-CNT”, y que Lacalle Pou “estaba al tanto”. “¿Habrá límites?”, se preguntó. Carolina Cosse, por su parte, dijo que el tema es “grave” y que las declaraciones del mandatario “no son aceptables”. En tanto, Andrés Lima escribió en X que están “acalambrados” con que “un día sí y al otro también el presidente Luis Lacalle Pou se contradiga, nos mienta en la cara y nos oculte información”.

    No será fácil resolver cómo posicionarse ante este hecho, dijeron a Búsqueda fuentes del Secretariado Ejecutivo del Frente Amplio. La situación es especialmente delicada porque la fuerza política quiere transmitir a la población la “gravedad” de la situación, pero sin profundizar el “deterioro de la institucionalidad” que –de acuerdo a la oposición– ha provocado de forma “sistemática” el actual gobierno. Debido a eso, estiman que es difícil que se tome una medida política dura, como llevar adelante un juicio político, ya que además la oposición no tiene las mayorías parlamentarias necesarias para impulsarlo. El secretario general del Partido Comunista, Juan Castillo, dijo a la diaria que una posibilidad es presentar una denuncia penal para que se investigue lo que revelan los chats de Astesiano con Lacalle Pou.

    Sí planean emitir un mensaje de respaldo al trabajo de la Fiscalía General de la Nación y especialmente a la fiscal que está llevando adelante el caso, Sabrina Flores. En la coalición de izquierda hay preocupación con un posible traslado de la fiscal, dado que Flores pidió tiempo atrás ser asignada a la nueva Fiscalía de Homicidios que comenzará a funcionar la semana que viene. En tanto, los dirigentes de izquierda siguen con particular preocupación los recientes dichos de la exfiscal del caso y ahora militante del Partido Nacional, Gabriela Fossati, quien este viernes dijo en entrevista con Canal 10 que le recomendaría al presidente Lacalle Pou no entregar su celular a Fiscalía en caso de que se lo pidieran.