• Cotizaciones
    jueves 11 de julio de 2024

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, tu plan tendrá un precio promocional:
    $ Al año*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    ¡Hola !

    En Búsqueda y Galería nos estamos renovando. Para mejorar tu experiencia te pedimos que actualices tus datos. Una vez que completes los datos, por los próximos tres meses tu plan tendrá un precio promocional:
    $ por 3 meses*
    En caso de que tengas dudas o consultas podés escribir a [email protected] o contactarte por WhatsApp acá
    * A partir del cuarto mes por al mes. Podés cancelar el plan en el momento que lo desees

    Puerto de Montevideo: escáneres nuevos y una línea naviera que es foco de atención

    Azucena Arbeleche y Jaime Borgiani recibieron los equipos en el Puerto de Montevideo; Aduanas insiste en que revisarán una cantidad de cargas récord, que no alcanza ninguna otra terminal en el mundo

    “Es muy importante lo que constituyen estos escáneres en materia de seguridad pública. Este gobierno ha sido muy claro en su batalla y la lucha frontal contra el narcotráfico. El poder contar con estos escáneres nos permite dar un paso muy importante en esa lucha”, valoró en rueda de prensa la ministra de Economía y Finanzas, Azucena Arbeleche.

    Los dos nuevos equipos implican un cambio en la tecnología disponible en el puerto y también en los recursos humanos que hasta ahora se destinaban para el monitoreo de contenedores. La oficina ocupada por algunos miembros de la Dirección Nacional de Aduanas, la Prefectura Nacional Naval y la Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas de la Policía Nacional pasará a ser un centro de monitoreo con 100 funcionarios disponibles las 24 horas.

    Acaso más importante, los dos equipos permitirán aumentar sensiblemente la capacidad de control: en un comunicado de prensa, la Dirección Nacional de Aduanas aseguró que se podrá revisar entre el 75% y el 80% del volumen total de teus (unidades equivalentes a 20 pies, en que se miden los contenedores) que maneja el puerto. La cifra es considerada inviable por operadores portuarios, diplomáticos especializados en crimen organizado e incluso jerarcas actuales de la Policía; se trata de un número que no alcanza ningún puerto del mundo, pero Aduanas y su director, Jaime Borgiani, han insistido en que es posible para Uruguay.

    “Es lo más moderno que hay en el mundo”, aseguró Borgiani el 21 de junio, cuando junto a Arbeleche recibió los nuevos dispositivos en el Puerto de Montevideo.

    Embed

    Hasta ahora los contenedores de la terminal eran vigilados con un solo escáner, desactualizado y en mal estado. En 2019 el gobierno anunció la licitación para comprar nuevos equipos, tras una década en la que se repitieron megaallanamientos de cocaína en contenedores dentro del propio puerto y en terminales europeas que tuvieron a Montevideo como punto de partida. El proceso licitatorio original fue declarado desierto en 2021 y el Ministerio de Economía finalmente adjudicó la compra en 2023, por US$ 40 millones, a la empresa estadounidense S2 Global Inc.

    La nueva tecnología consta de dos camiones equipados con un brazo que escanea los contenedores mientras circula por la explanada del puerto, transmitiendo las imágenes al centro de comando con personal de Aduanas, Prefectura y Drogas. Provee servicios de inspección no intrusiva mediante escáneres de rayos X móviles de alta energía. A partir de agosto, dos de los dispositivos se emplearán de forma permanente en el puerto y el tercero, móvil y desplazable, se utilizará en otros puntos fronterizos del país. Este equipo todavía no arribó.

    Grimaldi, un foco de atención en el Puerto de Montevideo

    Los dos escáneres fijos llegaron el 21 de junio en una ceremonia que incluyó la participación de Arbeleche, Borgiani, el ministro de Transporte y Obras Públicas, José Luis Falero, y el presidente de la Administración Nacional de Puertos, Juan Curbelo.

    Fueron transportados por el buque Grande Francia, de la naviera italiana Grimaldi, una de las más importantes del mundo. Se trata de una empresa que despertó la atención de la autoridades, tanto de Uruguay como del extranjero, por las reiteradas situaciones en las que se ha visto involucrada en decomisos de cocaína.

    En febrero de 2022, un operativo de la Prefectura Nacional Naval incautó 211 kilogramos de cocaína escondidos en autos cero kilómetro transportados en el barco Grande Nigeria, que arribó al Puerto de Montevideo proveniente de Paraná, Brasil.

    En mayo del año pasado también Prefectura, Aduanas y la Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas descargaron del Puerto de Montevideo 1.474 kilogramos de cocaína del mismo buque, Grande Nigeria, en 36 tarrinas que estaban destinadas a Europa.

    En 2019, se encontraron 4.500 kilos de droga en el barco Grande Benin cuando ancló en Hamburgo, Alemania, proveniente de Montevideo. Fue el caso por el que fue condenado el empresario uruguayo Martín Mutio, cuya defensa, según la diaria, pidió investigar las operaciones de Grimaldi en la causa que investiga el caso.

    Fuentes policiales dijeron a Búsqueda que actualmente no hay ninguna investigación en Uruguay que involucre a Grimaldi ni a sus funcionarios. Destacaron incluso que, en el allanamiento de mayo del año pasado, fue la tripulación del barco Grande Nigeria la que denunció una carga sospechosa, por la cual fue arrestado únicamente un conductor que operaba en el área portuaria. Aunque no hay investigaciones en curso y la Policía descarta que la empresa esté directamente involucrada en el tráfico internacional de cocaína, la repetición de casos desembocó en un mayor escrutinio a las actividades de la naviera y de sus funcionarios en Uruguay. “Lo miramos de reojo”, afirmó una fuente.

    Una situación similar se da en otros países de la región y en Europa, donde agencias de seguridad también observan con más detalle las operaciones de Grimaldi.

    Fundada en 1947, el negocio principal de la empresa es el transporte de mercancía a escala global, principalmente de automóviles. Desde 2000 también opera un servicio de pasajeros. Ese año Grimaldi decidió crear un departamento de inteligencia y seguridad interno para profundizar las estrategias de seguridad dentro de la empresa. La división está liderada por expolicías italianos e integrada por oficiales provenientes de otras Policías alrededor del mundo. “Entre las diversas iniciativas implementadas para combatir el tráfico de sustancias ilícitas por mar, se ha dispuesto el uso de unidades caninas antidrogas para el control de la carga en el embarque, se ha mejorado la videovigilancia con el fin de proporcionar imágenes y pruebas a las autoridades policiales e institucionales cuando sea necesario y se ha establecido un flujo de información, tanto por iniciativa propia como a solicitud, hacia las autoridades públicas”, indicó la empresa.

    En 2023, la Agencia de la Unión Europea para la Cooperación Policial (Europol) elaboró un estudio sobre la crisis portuaria que la comunidad vive a causa del narcotráfico, con incautaciones récord en las principales terminales y un aumento sostenido de la corrupción de los empleados.

    “Los procesos logísticos llevados a cabo en los puertos implican la participación de diversos actores que pueden ser blanco de corrupción. Esto incluye a trabajadores portuarios y personal de compañías navieras, agentes de envío, importadores, empresas de transporte, empresas de seguridad, fuerzas del orden y aduanas. Las tarifas de soborno pueden alcanzar cientos de miles de euros. Las tarifas más altas se pagan a eslabones esenciales en la cadena de extracción, como operadores de grúas, planificadores o empleados que proporcionan acceso a información a través de sistemas informáticos”, señala el estudio. Añade que, en Sudamérica, los exportadores de cocaína utilizan generalmente los servicios de agentes marítimos, que contactan a empleados de la compañía naviera y organizan el transporte del contenedor vacío al exportador para ser cargado, el traslado al buque, la documentación portuaria (incluido el seguro de transporte), los controles aduaneros, el pago de los servicios portuarios y la inspección final del contenedor en nombre del exportador.

    In-Cocaina-Bolsas-Policía Federal Brasil.jpg

    Más allá de los procedimientos en Uruguay, en los últimos años Grimaldi también estuvo involucrada en casos en el exterior. Muchos son bajo la modalidad rip-off, como se denomina la contaminación de contenedores legales por parte de miembros de una organización criminal, sin el conocimiento de ninguno de los participantes de la cadena de exportación.

    En 2019, las autoridades de Senegal incautaron 798 kilos de cocaína escondida en automóviles transportados en el Grande Nigeria, proveniente de Brasil. En marzo del año pasado se encontró un cargamento de cocaína en un barco que llegó a Amberes, Bélgica, desde Sudamérica. En noviembre la Policía Federal de Brasil detectó 1.500 kilogramos de droga en el Grande Amburgo, próximo a partir del puerto de Vitória.

    En 2022, una cámara de videovigilancia grabó a un bote semirrígido que cargó en el barco Grande Buenos Aires, amarrado en el puerto de Zárate, Argentina, tres bolsos con 78 kilos de cocaína. También ese año se incautaron cinco bolsos con 165 kilos de cocaína en el buque Grande Francia —el mismo que trajo los escáneres a Montevideo— disimulado en un cargamento de cereales en el puerto de Zárate.

    Los casos incluso se dieron en alta mar. En 2018 un grupo armado abordó el Grande Francia mientras esperaba para ingresar al puerto de Santos, a 15 kilómetros de distancia. La tripulación logró mantenerse a salvo y pedir auxilio. Un equipo marítimo de la Policía Federal de Brasil respondió el llamado y encontró 1.300 kilogramos de droga que los piratas pretendían descargar antes de que el buque arribara al puerto.